Pura artesanía de punto. La mayoría de nuestra prendas de bebé son terminadas a mano, revisadas, etiquetadas, dobladas y empaquetadas por las manos de nuestro personal.

Incluso todos los detalles que embellecen las prendas como los bordados finales y lazos decorativos están también hechos a mano.

Un proceso que refleja el tacto y mimo con el que tratamos nuestra ropa artesanal de bebé.